Stand By Me.

Desesperada huida de dos mujeres por un puente para no ser atropelladas por un tren.

Ficción y realidad.

 

 

Anuncios

El asalto al tren del oro.

“La mansión de los siete placeres”

En Copenhague, el conde Massimo Contini, jefe de una poderosa organización criminal, acaba de dar un gran golpe: el asalto a un tren que transportaba mil millones de dólares en oro. Después del robo, organiza la operación “Rimbaud”, que consiste en transportar el botín a Londres. La investigación del caso le es encomendada a un peculiar espía, tan hábil en su trabajo como con las mujeres. (FILMAFFINITY)

Las escenas de karate de la película fueron supervisadas por el maestro de las artes marciales cinematográfico por excelencia: Bruce Lee. Fue la ultima aparición en el cine de Sharon Tate y el primer papel cinematográfico de Chuck Norris.

Primero tomaremos Cannes después el resto del mundo.

¿Que mejor manera para empezar una película de acción? Pues con un tren, por supuesto!

Stallone sobre la escena de apertura de la pelicula “es el rescate de Wesley (Snipes) de un tren blindado fuertemente armado a través de helicóptero y eso es real. Así que vas a ver algo que no es CGI y es bastante  extraordinario. Así que eso es sólo el comienzo, de allí vamos a Somalía y eso es épico. Ahí es donde Mel Gibson hace su entrada “.

Cómo era viajar en tren hace 30 y 60 años, en el mismo trayecto.

Hola y saludos, ante todo disculpas por tener abandonado el blog durante estos meses. Mi vida laboral también pertenece, como el ferrocarril, a un mundo en extinción. Espero encontrar nuevas películas o documentales, cualquier imagen en movimiento relacionada con el ferrocarril. Gracias por vuestra atención.

 

Un viaje en el tiempo gracias a Gizmodo en español:

 

[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=tGTwSNPqAqs%5D

La estación.

La estación” fue el primer ejemplo absoluto de “cinema verité”, muchos años antes incluso del nacimiento de este estilo. El documental fue filmado en un mes, siempre en horas fijas del amanecer y sorprende por mostrar la verdadera realidad de un país que no ha cambiado: gente pobre durmiendo en las salas de espera, aguardando por el tren en el sur que les llevara al Norte en busca de trabajo, y toda la desnudez de la vida que muestra esta estación recién abierta (…) La cámara no inventa nada, era sólo un testimonio exacto y fiel de tanta humildad y odiseas tan ingratas. (Valerio Zurlini, Gli anni delle immagini perdute, cit.)

La stazione de Valerio Zurlini (1952)
[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=MqOloL7gYZQ%5D

 

Pare, escuche, mire.

Diciembre de 1991. Una decisión política termina con medio siglo de línea ferroviaria del Tua, entre Bragança y Mirandela. Quince años después, el silbato del tren sólo resuena en la memoria de los transmontanos. La sentencia amputó el curso del desarrollo e hizo hincapié en las asimetrías entre la costa y el interior de Portugal, convirtiéndolo definitivamente en el país más centralizado de Europa occidental. Los ancianos resisten en pueblos casi desiertos, sin hijos. La falta de empleo y de vida en la tierra hace que los jóvenes busquen nuevas oportunidades en otros lugares. Ahora, el tren que todavía serpentea por el valle idílico entre acantilados del Tua, se ve amenazado por una presa que inundará lo que está considerado como una de las tres más bellas líneas ferroviarias de Europa. Páre, escute, olhe es un viaje a través del profundo y olvidado de Portugal, conducido por la voz de un pueblo infeliz, la mayor víctima de las promesas incumplidas de los que han jurado defender la tierra. Estos partieron con el convoy, impunes. Las personas, en cambio, fueron aisladas en el único distrito del país sin un solo kilómetro de autopista.

[youtube:http://www.youtube.com/watch?v=FTihP0Xmxbc%5D